Juez ordena a 4 activistas mediambientales pagar $150.000 a palmicultora; organización ecológica protesta.

Organización denuncia «abuso en el sistema judicial» en contra de 4 Defensores de la Naturaleza de Barranquilla.

El juez Fernando Saldarriaga, de la Unidad Judicial Multicompetente del cantón San Lorenzo, provincia de Esmeraldas, sentenció, este miércoles 8 de septiembre de 2021, a cuatro defensores medioambientales de la comuna afroecuatoriana Barranquilla, al pago de 151 mil dólares, en beneficio de una empresa palmicultora. La organización Acción Ecológica denunció el caso.

Según informó la organización, esta empresa exigía una compensación de 320 mil dólares alegando que había perdido su cosecha de palma «durante una acción pacífica que emprendió la comuna Barranquilla de San Javier de Cachaví».

Sin embargo, la organización alega que esto fue desmentido durante el juicio, ya que la palmicultora tenía al menos cuatro vías alternas para sacar el fruto de la palma de su plantación, «por lo que este alegato de que perdió dinero porque no pudo cosechar es falso».

Además, agregaron que existiría un gran conflicto con la comunidad pues la empresa «ha invadido 251 hectáreas del territorio colectivo debidamente titulado en el año 2000. Por tal motivo, los comuneros de Barranquilla protestaron con el cierre de carreteras y plantearon a la empresa que abandone la plantación, restituya los terrenos a la comunidad, que deje de contaminar sus fuentes de agua y que la empresa detenga la deforestación del Bosque del Chocó«.

En ese sentido, la organización considera que la acción interpuesta por la empresa palmicultora en contra de los defensores de la comuna Barranquilla, «es una acción intimidatoria» que tiene por objeto que se deje de realizar las reivindicaciones territoriales que tienen ellos sobre su territorio».

«Este caso es uno de los ejemplos de cómo las grandes empresas agroindustriales empiezan a utilizar el derecho civil en contra de los defensores y de cómo abusan del sistema de justicia, para seguir adelante con la depredación al medio ambiente», apuntaron en un comunicado.

Por último, argumentaron que «esta sentencia negativa no es en contra de los cuatro defensores de la comuna Barranquilla, en realidad es en contra de toda una comunidad afrodescendiente y del pueblo negro de la provincia de Esmeraldas, y que, además va en contra de los defensores de la naturaleza y de los derechos colectivos».

Los defensores anunciaron que apelarán esta sentencia e hicieron un llamado de solidaridad a la sociedad nacional e internacional.

FUENTE: VISTAZO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince + diecisiete =